planifica

tu viaje

  • Reserva Online

    Reserva ahora y disfruta de VENTAJAS EXCLUSIVAS

  • volver a todas las noticias

    POR UN CONSUMO MÁS RESPONSABLE

    Compartir:

    AGOSTO

    21

    20180821144636000000>

    ¿Qué es el consumo responsable?

    A la hora de elegir un producto, es importante plantearse: ¿en qué condiciones humanas y laborales se fabrican los productos?

    Un consumo consciente y responsable, compatible con la conservación de la naturaleza, encauzado al fomento de actividades saludables para el medio ambiente, es una gran contribución social y ecológica, y un categórico instrumento de cambio frente al mercado.


    El consumo responsable supone un consumo ético, ecológico y solidario. Consiste en elegir productos no sólo en base a su calidad y precio, sino pensando también en el impacto ambiental y social que suponen, y en la ética de las empresas que los elaboran.


    Consumo ético
    El consumo ético es aquel que se ejerce cuando se valoran las opciones como más justas, solidarias o ecológicas y se consume de acuerdo con esos valores y no solo en función del precio y beneficio personal.

    Se hace especial énfasis en la austeridad, lo que supone diferenciar entre las necesidades reales y las creadas. De este modo, se conseguirá una reducción en la cantidad de productos consumidos y por lo tanto se disminuirá el volumen de basura y la contaminación que se produce en la producción y el consumo.


    Consumo ecológico
    Cuando hablamos de consumo ecológico nos referimos a un consumo consciente, donde los consumidores además de satisfacer sus necesidades tratan de hacerlo de una forma más beneficiosa para el entorno y el resto de seres.


    Supone un circuito básico de producción basado en los principios de reducción, reutilización y reciclado de los distintos productos sociales. También se analizan los productos de origen orgánico poniendo la entonación en la generación de una agricultura y ganadería ecológicas, la producción artesana, y todas aquellas formas de producción que no dañen las condiciones del medio ambiente.


    Consumo solidario
    Tiene en cuenta las relaciones sociales y condiciones laborales en las que se ha fabricado un producto o ofrecido un servicio. Consiste en pagar lo justo por el trabajo realizado y de potenciar alternativas sociales de producción e integración, promoviendo así un desarrollo equitativo y sustentable.


    Podemos plantear el consumo ecológico desde diferentes puntos de vista:
    - Reduciendo el volumen en las compras.
    - Eligiendo para nuestras compras productos que durante su proceso de fabricación han cumplido con una seria de requisitos para no dañar el medio ambiente o contribuir a su degradación.
    - Excluyendo aquellos productos que en su fabricación generan mayor consumo de recursos naturales.
    - Teniendo siempre en cuenta la posibilidad de elegir productos naturales o biodegradables en lugar de otros contaminantes.
    - Evitar aquellos productos que vienen envasados y embalados para así no generar residuos con nuestro consumo.
    - Valorar que las empresas fabricantes y distribuidoras del producto que vamos a adquirir dispongan de un Sistema de Gestión Ambiental certificado.

     

    Como consumidores tenemos la oportunidad de utilizar nuestro criterio de decisión de acuerdo con nuestras convicciones.

    En THB hotels trabajamos día a día para hacer realidad todo lo mencionado anteriormente.

     

    Creemos en la importancia de seleccionar aquellos proveedores que tengan un compromiso con el medioambiente como lo tenemos nosotros. Informamos al cliente de como puede hacer un consumo más ecológico y responsable de los recursos. Y sobre todo, eliminamos el derroche y apostamos por consumir lo necesario para así disminuir el volumen de residuos.

Para una mejor visualización, gira tu dispositivo horizontalmente.